Seleccionar página

PAN DE CALBAZA DULCE

Ingredientes:

  • 500 gr de calabaza troceada (pelada y sin semillas)
  • 2 cucharaditas de levadura seca de panadería
  • 2 cucharaditas de miel
  • 500 gr de harina de fuerza
  • 2 cucharaditas de sal

Elaboración:

Pon una olla con agua y sal al fuego y cuando rompa a hervir, añade la calabaza troceada. Deja cocer a fuego lento unos 20 minutos, hasta que esté blanda. Escurre muy bien la calabaza (retira todo el agua) y reserva el agua de la cocción. Tritura la calabaza con la batidora eléctrica hasta obtener un puré. Deja templar.

Pon en un vaso 60 ml del agua de la cocción y añade la levadura seca. Deja reposar 5 minutos para que se disuelva bien y después añade la miel y remueve.

Pon en un bol la harina y la sal mezcladas y haz un agujero amplio en el centro. Añade el agua con levadura y miel y después la calabaza.

Mezcla el líquido con la harina y sal poco a poco, hasta formar una masa espesa y pegajosa. Si es necesario, añade alguna cucharada de agua de la cocción.

Pon un poco de harina sobre una superficie lisa y coloca la masa encima. Amasa durante 10 minutos aproximadamente, hasta que la masa sea homogénea y elástica.

Pon la masa en un bol y tapa con un paño de cocina o papel film transparente. Deja reposar 1,5 horas, hasta que doble su tamaño. Después, desinfla la masa golpeándola y deja reposar 10 minutos más.

Dale a la masa forma redondeada y colócalo sobre una bandeja de horno untada con un poco de aceite. Tapa con un paño de cocina y deja reposar 1 hora, hasta que duplique su tamaño.

Hornea con el horno precalentado a 220ºC (punto 7) durante 40 minutos, hasta que el pan tenga un color dorado y suene a hueco al golpearlo en la base. Déjalo enfriar sobre una rejilla metálica.